En qué se basa el tratamiento del insomnio por parte del médico especialista

Tratamiento del insomnio

Existen una gran variedad de factores que pueden causar que nuestro sueño no sea suficiente para reponernos de las actividades que realizamos en el día. Esto depende principalmente de la estructura del dormir de cada paciente. Debido a que, este fenómeno que nos ataña responde al nombre de insomnio, sin embargo, podemos valernos de ciertas recetas, tanto naturales como médicas para acabar con este desagradable trastorno.

El insomnio es una enfermedad que cada vez afecta a más seres humanos. Debido a este fenómeno de nuestro tiempo, el tratamiento del insomnio es sumamente metódico y abarca diversos ámbitos, es decir, dependiendo del tipo de insomnio que tenga el paciente, se le recetará un tratamiento determinado. Todo dependerá de los síntomas que esté experimentando.

Lógicamente, otro aspecto clave a tomar en cuenta para este tipo de tratamiento es qué tan afectada se encuentra la capacidad de la persona para conciliar el sueño. En caso de que sea leve puede recetarse un procedimiento de cura libre de fármacos. Por el contrario, cuando el insomnio es crónico debe haber una intervención plena de medicamentos y el seguimiento del especialista debe ser riguroso. 

En qué se basa el tratamiento del insomnio por parte del médico especialista

En qué se basa el tratamiento del insomnio por parte del médico especialista

En qué se basa el tratamiento del insomnio por parte del médico especialista

Cuando un neurólogo o un psiquiatra determinan la presencia del insomnio en un paciente, hay tres factores a considerar, estos son: origen, severidad y duración. Cada uno de estos factores, se deben estudiar de forma minuciosa, debido a que en cada persona se presentan de forma variada, por lo que el tratamiento debe dar respuesta, a cada síntoma.

Uno de los puntos principales a determinar es si el insomnio proviene de una segunda causa, por ejemplo, una enfermedad mental, una molestia corporal, etc., esto permite que el tratamiento sea puntual y acertado en todo momento. Sin embargo, es necesario de la colaboración junto al compromiso del paciente, debido que es la constancia lo que garantiza que el tratamiento funcione efectivamente.

Después de haber determinado la causa y la severidad de esta, el médico especialista evaluará la condición del paciente para iniciar un tratamiento preciso que pueda contrarrestar con eficacia los efectos del insomnio. En la mayoría de los casos es imperativo el uso de medicinas específicas para el trastorno del sueño o, en otras ocasiones, se apela por utilizar técnicas psicológicas de relajación corporal y mental.

El tratamiento no farmacológico, ¿cómo se aplica este método en el paciente?

Es pertinente destacar que, en comparación con el tratamiento basado en medicamentos, el procedimiento de cura no farmacológico resulta mucho más natural, económico y los efectos secundarios son menores. Además, a largo plazo este tratamiento resulta ser mucho más eficaz y las probabilidades de recaída bajan considerablemente.

Este se centra en cambiar los hábitos del paciente. Este tiene que acostarse y despertarse a la misma hora, dormir lo necesario (de 5 a 8 horas diarias), no consumir alcohol, tabaco o drogas, no tomar siestas durante el día, hacer ejercicio físico, evitar actividades excitantes antes de dormir, tener horas pautadas para comer y tomar baños que permitan al cuerpo relajarse por completo. Esto no aplica con el caso de (insomno familiar fatal)

¿Realmente el tratamiento no farmacológico resulta conveniente para todo tipo de pacientes?

En repetidas ocasiones, este tipo de tratamiento ha sido puesto a prueba en pacientes con insomnio crónico. Los resultados arrojados fueron positivos, entre un 70% y 80% pudieron controlar la enfermedad por medio de este procedimiento. Las técnicas que tuvieron más efectividad fueron la de controlar estímulos, la relajación muscular y la puesta en marcha de un horario regulado.

Así pues, este tipo de terapia pudo cambiar de manera paulatina los hábitos de vida de ciertos pacientes. Mejoraron notablemente su calidad de vida y los efectos del tratamiento pudieron ser aplicables a largo plazo. A pesar de todo, aún existen especialistas que no consideran este tratamiento bajo ningún contexto debido a que consideran que es ineficaz en todos los sentidos. 

Aplicación del tratamiento farmacológico y sus reacciones en el paciente

Aplicación del tratamiento farmacológico y sus reacciones en el paciente

Aplicación del tratamiento farmacológico y sus reacciones en el paciente

El tratamiento del insomnio en seres humanos con trastornos del sueño suele tener muchas variantes pero, a pesar de todo, el método preferido por la mayoría de los psiquiatras y neurólogos es el tratamiento farmacológico. Esto se debe a que su tiempo de reacción sobre el paciente es, prácticamente, inmediato; lo cual ayuda a que la persona muestre una mejoría notable rápidamente.

Los medicamentos que se utilizan en la actualidad son las benzodiacepinas del complejo GABA. Estos fármacos se han encargado de reemplazar a los barbitúricos en su totalidad. A pesar de lo eficaces que son, pueden alterar la estructura del sueño e, inclusive, son capaces de generar dependencia en el paciente. Por lo que deben emplearse con sumo cuidado, para evitar los efectos secundarios.

El tratamiento del insomnio farmacológico varia entre un paciente y otro. En algunos casos, este trastorno pude ser tratado con antidepresivos, sin embargo, para determinar si serán óptimos o no, es necesario que el especializa realice una evaluación en la que determine, cual seria la mejor solución, en este caso el mejor tratamiento para que este pueda dormir y lo que es más importante descansar.

¿Cuáles son los efectos secundarios que pueden provenir de un tratamiento farmacológico?

Los efectos secundarios que se generan de este tratamiento pueden ser bastantes abrasivos. Entre los principales efectos tenemos al insomnio de rebote, este consiste en que una vez que se dejan los fármacos el insomnio retorna al paciente con más fuerza y suele ser sumamente complicado contrarrestar con eficacia los estragos que ocasiona en el sueño.

La amnesia anterógrada también es frecuente. Este problema se basa en el fallo de la memoria de fijación. Las limitaciones en el aparato psicomotor es otro factor, el individuo puede tener problemas al momento de caminar (le cuesta mantener el equilibrio) o suele tener dificultades para concentrarse. Las dependencias a los somníferos por parte del paciente también suelen ser normales en estos casos.

¿Qué tipo de contraindicaciones y precauciones debemos tomar en el tratamiento farmacológico?

Debido a la magnitud de los efectos secundarios que produce el tratamiento farmacológico, debemos tener mucho cuidado al momento de consumir somníferos. En casos de demencia el consumo de estas sustancias debe ser exacto en todo momento, lo mismo ocurre en el caso de personas que sufran de glaucoma. Además cuando un paciente tiene apnea del sueño las benzodiacepinas están contraindicadas.

En los cuadros de una apnea del sueño, los somníferos suelen ser contraproducentes debido a que pueden aumentar el insomnio. En el primer trimestre del embarazo también está prohibido el uso de este somnífero. Cualquier paciente que tenga tendencia a las depresiones y al suicidio tampoco podrá hacer uso de las benzodiacepinas debido a que pueden empeorar los cuadros depresivos.

¿Cómo se debe tratar al insomnio en situaciones especiales?, ¿qué procedimiento puede aplicar el médico?

El tratamiento del insomnio tiene que ser llevado con mucho cuidado en todo momento debido a que en ciertas ocasiones se puede hacer presente el insomnio familiar fatal. Así pues, cuando se trata de los trastornos del sueño, el procedimiento que se tiene que llevar a cabo para la cura de este tiene que ser preciso. Algunas situaciones especiales más comunes son:

  • Embarazo: Cuando el insomnio se hace presente en el primer trimestre del embarazo, el tratamiento con fármacos no se aplica ya que se pueden presentar anomalías congénitas como es el caso del paladar hendido o el labio leporino. Para este ámbito se aplica uso de hipnóticos no benzodiacepínicos.

  • Niños: En el caso de que un infante presente trastornos en el sueño, la medicación tiene que ser sumamente cuidada. Por lo general se utilizan somníferos naturales, tal es el caso de la valeriana o la tila. También se puede hacer uso de algunas benzodiacepinas a dosis bajas, de manera tal, que no se afecte al cerebro del niño.
     
  • Ancianos: en este caso, hay que tener especial cuidado, debido a que exista la probabilidad de que el mismo se encuentre consumiendo medicamentos, los cales cumplen funciones específicas. Este tipo de fármacos puede causar reacciones desfavorables, al estar en combinación con otros, por lo que, la evaluación de cada adulto mayor resulta tan importante.
     
  • Enfermos mentales: cuando una persona, cumple con las características de un psicótico, o paciente mental, es normal que se sufran de episodios en los que el dormir se convierte en algo más que un lujo, sin embargo, para estas personas es fundamental que no se automediquen debido a que, con el consumo de las benzodiacepnas, puede empeorar su desfavorecido padecimiento.

El tratamiento del insomnio sigue en constante evolución

El tratamiento del insomnio sigue en constante evolución

El tratamiento del insomnio sigue en constante evolución

Claro está, y es que como lo ha determinado la Organización Mundial de La Salud, el insomnio cada día afecta a más personas. Por tal motivo las investigaciones en el área de la neurología y la psiquiatría siguen en constante crecimiento. Hoy más que nunca se conocen los factores que producen el insomnio, esto permite atacar a la enfermedad desde la raíz con medicamentos y procedimientos más eficaces.

ENTRADAS RELACIONADAS